EN VERANO, LA CASA MEJOR FRESQUITA

En estas fechas de verano nos gusta tener las ventanas abiertas, dado que hace un calor agobiante y por lo que parece cada año va a más, pero también nos gusta que no se nos vea dentro de nuestra casa desde otros edificios o desde la calle, la privacidad en nuestra casa es muy importante supongo que a nadie le gusta que le observen mientras está en su casa, para ello van muy bien la cortina veneciana, la cual permite tener la ventana abierta sin que te vean desde cualquier otro lado con la ventaja de que deja pasar el poco aire que pueda haber. Además las cortinas venecianas son muy fáciles de limpiar, ya que solo se necesita de un paño húmedo para poder limpiar las partes. También son muy fáciles de instalar, solamente es necesario realizar unos pequeños agujeros en la pared con un taladro y atornillar unos tornillos a la pared, cualquiera puede instalarlos sin ninguna clase de preparación.

 

Todos queremos que nuestras casas estén bien ventiladas durante estas fechas tan calurosas pero con tener las ventanas abiertas no es suficiente en verano, instalar un sistema de aire acondicionado sería lo más lógico para poder estar en casa más fresco que si estuvieses bañándote en la playa, porque los antiguos ventiladores te dan aire pero no te refrescan el ambiente y al final te das cuenta de que has tirado el dinero, aparte tampoco es que los ventiladores sean muy duraderos, ya que los andan moviendo constantemente de un lado para otro y se acaban dando un montón de golpes, eso no pasa con los aparatos de aire acondicionados que al estar anclados a la pared y elevado no sufre ningún golpe y se estropean menos.

 

Lo malo de los aires acondicionados es que no son tan baratos, y no todo el mundo se puede permitir uno, además casi todos los modelos requieren de una instalación que debe de ser realizada por un técnico profesional.

 

Al final da igual el método que se utilice para intentar mantener bien fresca la casa, lo más importante es pasar el verano de la mejor forma posible.

Leche o bebida vegetal

Con la proliferación de las bebidas vegetales comenzó la polémica sobre su denominación. Los productores del sector lácteo comenzaron a rechazar que se llamara leche a la bebida procedente de la soja y también a todas aquellas que llegaron después realizadas con almendras, avena, coco o arroz.

En el lenguaje popular, cualquier bebida de color más o menos blanco y que se usa de manera parecida a la leche de vaca suele recibir el nombre de leche. Pero ¿puede esto llevar a error por parte del consumidor? La justicia ha hablado y a determinado que sí y que por tanto, la leche de soja ya no podrá volver a llamarse así, sino que tendrá que denominarse bebida de soja.

Por ejemplo, la leche alpro de soja tendrá que poner en su envase y en su publicidad bebida de soja y en ningún caso podrá recibir el nombre de leche. Aunque la sentencia se ha referido a la bebida de soja se considera extensible al resto de bebidas vegetales. Pero, ¿cambia esto mucho la realidad que ya existe en los mercados?

La mayoría de los envases de bebidas vegetales no ponen la palabra leche, sino que es algo que el consumidor dice por costumbre. Pero solo hay que echar un vistazo a las marcas del mercado para ver que prácticamente todas ponen “bebida de” en sus cajas. En este sentido, poco va a cambiar, tan solo desaparecerá la palabra leche en los poquísimos que todavía lo tengan puesto.

Pero el cambio real puede darse a la hora de buscar estos productos en los lineales de los supermercados, porque lo que realmente intentan los productores lácteos es que este tipo de bebidas no puedan estar en el mismo lineal que la leche.

Actualmente, lo habitual es que la bebida de soja u otras bebidas vegetales estén junto con la leche de vaca o de cabra, las habituales en el supermercado. La excepción es cuando estas bebidas son además ECO, en cuyo caso se las incluye en el apartado de alimentos especiales, alimentos ecológicos o alimentos BIO.

Con esta nueva sentencia, es posible que todas las bebidas vegetales deban de estar en un apartado diferente y separado de la leche, evitando así esa asociación que el consumidor hace entre ambos productos y dejando claro que no se trata del mismo tipo de alimento ni tiene tampoco los mismos valores nutricionales.

Compaginar vida laboral y cuidado de los padres

Muchas familias se encuentran en un momento de sus vidas ante el problema de tener que compaginar una vida laboral y el cuidado de los padres. En muchos casos es algo que llega justo cuando ya se había superado el periodo de cuidar a los hijos y se pensaba que ya había pasado lo peor, por lo que cae como un jarro de agua fría para la pareja que tiene que tomar decisiones bastante importantes.

Las opciones que tienen son varias, pero dependerán de muchos factores:

-Reducir jornada. La reducción de jornada no siempre es posible. Algunas empresas la permiten sin problema pero en otras hay problemas y puede acarrear un despido, aunque el motivo argumentado será sin duda otro.

Además, en algunos casos, el dinero que cuesta pagarle a alguien que cuide al mayor mientras se está en el trabajo equivale a lo que se va a ganar, por lo que no compensa demasiado si la persona mayor no tiene una pensión que le permita correr con sus gastos.

-Dejar de trabajar uno de los miembros. Es algo que no siempre es posible, el dinero que entra en casa suele ser muy justo y no se puede renunciar al sueldo, a no ser que la pensión del mayor pueda ayudar. Pero incluso así, la persona que se dedica al cuidado de un anciano enfermo puede llegar a sentir una gran depresión y a sentirse permanentemente atada.

-Las residencias. En ellas se ocupan de que el anciano esté muy bien atendido. Pero para sus hijos el problema es el cargo de conciencia que supone dejar a su familiar en uno de estos lugares. No se sienten bien haciéndolo incluso cuando el padre o la madre ya no reconocen a los hijos y no son conscientes de donde están.

-Los Centros de día en Madrid. Suponen una opción intermedia. El mayor estará cuidado durante el día y podrá disfrutar de terapias y cuidados que le vendrán muy bien y que no se le pueden proporcionar en casa. La familia podrá dedicar el día a sus actividades habituales y, a la noche, el anciano vuelve a casa por lo que siempre está con los suyos.

El único pero que tienen estos centros es, en ocasiones, su alto coste que puede ser complicado de afrontar si no hay subvenciones o si el anciano no tiene ingresos.

HACEN CUALQUIER COSA POR MEJORAR

Todos queremos tener un buen cuerpo, sobre todo en estos meses de verano en los cuales vamos más a la playa y nos ponemos menos ropa que durante el resto del año, queremos que el resto nos vea bien, pero cada uno tiene que conformarse con el cuerpo que le ha tocado, aunque algunos no están conformes con los suyos, se ven gordos a sus propios ojos por lo que les acompleja y muchos de ellos deciden hacerse una liposucción para encontrarse mejor, la liposucción con anestesia local está cada vez más extendida, ya que la anestesia local es menos peligrosa que la anestesia general.

 

Pero las liposucciones son un último recurso para los que no ven otra salida para mejorar sus cuerpos, lo que necesita esta gente es un poco de autoestima y fuerza de voluntad para poder llegar a mejorar sus cuerpos. No vale de nada que se maten en un gimnasio o a correr por la calle si después se meten un atracón cuando llega la hora de comer o de cenar, a la gente le falta un poco de confianza en sí misma para poder lograr sus metas, lo veo en el gimnasio a diario, muchos se piensan que con ir un par de días y sudar un poco ya les llega para poder mejorar sus figuras pero se equivocan, para poder mejorar hay que esforzarse cada día, y no solamente en el gimnasio sino que también hay que tener en cuenta la alimentación, llevar una alimentación que complemente el ejercicio físico es esencial, y ahí es donde casi todo el mundo falla, ya que creen que solo por hacer un  poco más de ejercicio físico pueden comer lo que se les antoje.

 

Las mujeres eran en general las que más se preocupaban por su figura y así sigue siendo, pero cada vez más hombres se preocupan en tener una figura lo más definida y moldeada que les sea posible, cuando vas a la playa puedes verlos como se pasean por la playa únicamente para que los vean los demás, debería de darles un poco de vergüenza.

Mi vida como vigilante de seguridad nocturno

La vida da muchas vueltas y uno no sabe dónde puede acabar. Hace unos años viví una de las experiencias más curiosas de mi vida cuando pasé un año trabajando como vigilante de seguridad nocturno. No tenía ninguna clase de experiencia previa en seguridad negocios, pero pasé un verano como portero en una urbanización.

Un amigo fue el que me animó a aprovechar el verano y sacarme un buen dinero de esta manera. Él llevaba varios años haciéndolo cada verano y cuando llegaba septiembre sacaba pecho porque era el único que no estaba pelado. Así que le copié y me puse en una garita a darle los buenos días a todo el mundo, además de sacar la basura y otras menudencias. Un trabajo bastante sencillo.

Mi amigo trabajó un poco más adelante como vigilante gracias a su experiencia como portero. Y cuando yo necesité trabajo me puse en contacto con él. Llevaba un par de años en un edificio de oficinas trabajando de 8 a 8, doce horas seguidas. Pero a él le gustaba porque pasaba mucho tiempo solo y podía preparar unas oposiciones. Me recomendó a su empresa y me llamaron para hacer un trabajo parecido.

Hice un curso de preparación sobre seguridad negocios y un buen día me planté en el edificio, me puse el traje y allí me quedé. Fueron saliendo los últimos trabajadores y a eso de las 9 de la noche me quedé solo en el edificio, sin más compañía que yo mismo.

Aunque había hablado bastante con mi amigo sobre lo que era trabajar tanto tiempo de noche, y él me había dado ánimos, me costó muchísimo adaptarme. Que sí, que también me gusta pasar tiempo solo, pero aquello era demasiado. Lo primero que pensé es que debía buscar entretenimiento. Las tareas de vigilancia ocupaban muy poco tiempo, así que podíamos pasar el rato viendo películas, por ejemplo.

Durante el año que pasé allí vi a un ritmo de casi 2 películas al día, unas 10 a la semana, además de algunas series. Y también empecé a ver algunos fantasmas… Bueno, eran sombras, pero a mí me gustaba pensar que eran oficinistas fantasmas…

La niña artista

Siempre he admirado a las personas con habilidades manuales, supongo que porque yo no tengo ninguna. Es gente con un sexto sentido para fabricar cosas con las manos y para arreglar objetos en un pispás. Algunos de ellos incluso logran ganarse la vida con estas habilidades: desde artesanos hasta artistas de prestigio.  

Uno de mis primeros recuerdos en este sentido está relacionado con la clase de plástica del colegio. No suspendía pero tampoco era un alumno destacado. La falta de destreza técnica se juntaba con mi nula paciencia. Si algo no me salía a la primera, no quería saber nada más de ello.

Cuando estábamos cerca de finalizar un curso, nos indicaron lo prueba final: fabricar un muñeco articulado. Entré en pánico cuando empezaron a explicarnos cómo había que hacer aquella cosa. Se necesitaba bastante material, incluyendo tela, cinta elástica, alambres, etc. Vale, conseguir el material no sería tan complicado, pero juntarlo todo y cumplir con la tarea me parecía imposible. Entonces me puse manos a la obra para buscar una fórmula alternativa: pagaría a una alumna para que hiciera mi muñeco.

Tenía bastante amistad con aquella niña. Era una alumna que estudiaba bien, algo despistada, pero  muy despierta para la mayoría de cuestiones artísticas. En la clase de Plástica era de las mejores. No lo dudé: cuando terminó aquella clase me acerqué a ella. “Oye Carmen, ¿qué te parece si te doy 500 pesetas y me haces el muñeco articulado?”. Se quedó unos segundos pensando y me respondió: “vale”.

Semanas más tarde llegó el momento de presentar el muñeco y yo estaba algo nervioso. ¿Y si la niña se había olvidado del asunto? ¿Y si me decía que con el suyo ya había tenido bastante trabajo? Cuando llegó al colegio nos reunimos en el patio. Ella sacó de su mochila el muñeco, con su vestido con cinta elástica y toda la parafernalia. Era un poco peor que el suyo, la verdad, pero me sacó del problema.

Fue la primera vez que ‘compré’ mi aprobado en una asignatura de este tipo, pero no sería la última. Mi relación con la niña artista se hizo más estrecha y yo empecé a despreocuparme de las tareas más complicadas. Eso sí, tuve que ahorrar.

El comportamiento con el móvil

Todavía recuerdo cuando los teléfonos móviles eran sólo un sueño en nuestra imaginación y ahora se ha convertido en una herramienta más de nuestro equipaje diario, creemos que nos ayuda tener el teléfono encima pero es un error, nos hace más vulnerables, cuando no teníamos teléfonos móviles éramos mucho más felices, personalmente a mí no me gusta que ,me tengan localizado cualquiera a cualquier hora, antes o te llamaban a casa o te buscabas la vida como podías para quedar con los amigos, por lo general ya se quedaba el día anterior a una hora en un lugar en concreto, lo que era mucho más efectivo que con los teléfonos móviles, ya que con los teléfonos móviles como puedes avisar cada uno llega a la hora que le da la gana.
Hoy en día si no tienes un teléfono móvil sin datos estás completamente desfasado, ya que casi todo el mundo ya no llama para no gastar, así que usan el whattsapp que es una forma de mandar mensajes que no cuestan nada pero es necesario tener una tarifa de datos en tu teléfono móvil. Con las tarifas masmovil podrás encontrar la que más se amolde a tu consumo telefónico.
Los teléfonos móviles se han adueñado de nuestra vida cotidiana, si vas por la calle es raro no cruzarse con más de uno que va mirando para su teléfono móvil ya esté jugando o mandando mensajes, esa gente que se pasa el día colgado de su teléfono móvil debería de pensar si es saludable pasarse el día al teléfono. Hay gente que no se da cuenta pero que su comportamiento con otra gente es muy grosera, cuando estás con alguien tomando algo por ejemplo si están con el teléfono móvil ignoran de forma sistemática a la persona con la que han quedado por andar mandando mensajes a alguien que no ha quedado contigo, hay que tener un poco más de educación.
La educación en esos casos brilla por su ausencia y lo más grave de todo es que muchos si les dices algo al respecto de ofenden como si les hubieses insultado.

Decídete entre los Centros de datos tradicionales o definidos por software

En las últimas décadas se ha podido asistir al nacimiento de la llamada era de la tecnología, en la que hemos podido comprobar con nuestros propios ojos que la tecnología se encuentra presente en todos los ámbitos de nuestra vida desde que nos levantamos hasta que nos acostamos a través de todo lo que nos rodea. Por ello, no es extrañar que las grandes empresas y corporaciones empresariales de todo tipo y en todo el mundo necesiten busquen unirse a este complejo mundo tecnológico, por lo que buscan una empresa de Servicio de mantenimiento informatica Valencia que les ayude a encontrar un lugar en el que almacenar todo tipo de datos y de aplicaciones informáticas para el correcto funcionamiento de dicha empresa a modo de base de datos gigante que almacena absolutamente todo. Para ello, pueden contratar los servicios de un centro de datos, ya sea tradicional o definido por software

Por una parte, una empresa de servicio de mantenimiento informático en Valencia recomienda los Centros de Procesamiento de Datos, más conocidos como Centro de Datos o Data Center son un espacio de gran tamaño donde se encuentra todo el equipo electrónico de una gran empresa o corporación, donde se encuentran guardados, almacenados y archivados todo tipo de datos de dicha empresa. Es el centro de datos en el sentido más tradicional. Una de las grandes ventajas y beneficios de contar con este tipo de sistemas de almacenamiento de datos a gran escala es que gracias a los servicios que ofrece el hecho de tener un centro de datos en Valencia se podrá tener y garantizar en todo momento el control total tanto de las instalaciones como de los archivos ya que este tipo de sistemas cuentan con la máxima seguridad que garantiza una rápida puesta en marcha de todo tipo de soluciones ante cualquier tipo de problema.

Por otra parte, se encuentran los Centros de Datos definidos por Software, o SDDC por sus siglas en inglés (software defined data center). En este caso se trata de un centro de almacenamientos de archivos y de datos que se encuentran totalmente informatizados y virtualizados, por lo que una de sus grandes características es que este tipo de centros son gestionados de una forma automática y digital. Cuando una empresa contrata los servicios de este tipo de centros de datos definidos por software lo que buscan es aprovechar al máximo todos los recursos de los que dispone, es decir, el cliente busca en todo momento rentabilizar y aprovechar la inversión que se ha realizado previamente en materia de tecnología y de hardware con el objetivo de una evolución en este tipo de sistemas.

De este modo, se conseguirían integrar varios equipos automatizados de modo que se podrán aprovechar mejor todo tipo de recursos materiales y tecnológicos al alcance del cliente con el objetivo de conseguir mejores resultados, pudiendo trabajar con varios proveedores de forma simultánea y mejorando los resultados de manera significativa.

Por ello, antes de contar con los servicios de un Centro de Datos en Valencia sea del tipo que sea, cada empresa deberá barajar las ventajas que cada tipo de data center puede ofrecer para saber cuál de estos tipos se ajustaría mejor a sus necesidades.

Mi reino por un coche alemán

A veces tengo la sensación de vivir en Berlín o Hamburgo echando un vistazo al parque móvil de mi barrio: BMW, Mercedes, Audi… ¡Qué tienen los coches alemanes que engatusan tanto a la gente! Vale: fiabilidad, diseño, postureo… Tienen muchas cosas.

Por supuesto, estoy exagerando: en mi barrio hay de todo, pero es verdad que la proliferación de coches de marcas alemanas de prestigio va a más. Conozco un caso concreto que sirve para entender este asunto. Trabaja en el barrio y por eso debe vivir aquí, pero no anda sobrado de dinero. Ya hace tiempo que hice amistad con él y me viene hablando de que quiere comprar un coche.

Siempre que sale el tema, le hablo de los coches japoneses o coreanos que, desde mi punto de vista, tienen una buena relación calidad/precio y se adaptan a su economía. Pero a él también le gustan los coches alemanes… Como tenemos el concesionario cerca, un día me rogó que le acompañara para ver BMWs. Yo le dije que no tenía mucho sentido si no lo podía pagar, pero él me respondió que quería tener la sensación de estar en uno de esos coches y que si le gustaba buscaría bmw segunda mano.

Tengo que decir que, aunque no soy un gran fan de los coches, algunos de los automóviles que vimos aquel día eran preciosos. Mi amigo quiso probar uno de ellos y fuimos a dar una vuelta. Recordé en aquel momento porqué yo también quise hace años tener un BMW. Casi lo había olvidado…

Los dos llegamos a la conclusión de que aquel coche ‘molaba’, pero no había dinero para pagarlo. Mi amigo decidió entonces que prefería un bmw segunda mano en buen estado, con el que se sintiera a gusto, que uno de mis ‘coreanos’ fiables y seguros pero que no ‘molan’ tanto.

La verdad es que le entendí. Al final, el coche no es para mucha gente un mero sistema de transporte, es una forma de ocio, una forma de disfrutar de la vida. Supongo que en mi barrio a la gente le gusta mucho disfrutar de la vida…

Las cortinas perfectas para el verano

Estos últimos días han sido de calor sofocante en muchos puntos de España. No es habitual que en las primeras semanas de la primavera tengamos estas temperaturas, pero tal vez lo del cambio climático vaya en serio.

La subida de temperatura trae bastantes cambios en el hogar. En algunas zonas, sobre todo de la meseta, se ha pasado en cuestión de días de poner la calefacción a echar de menos el aire acondicionado. El clima cada vez es más extremo y se pasa del frío al calor sin que uno se dé cuenta.

Para que el interior del hogar no sea un caldera, no solo debemos ayudarnos del aire acondicionado, también debemos hacer una buena gestión de la luz y el aire. ¿Has pensado en colocar un estor noche y dia? Este tipo de estor nos ofrece un rendimiento sobresaliente a lo largo de todo el día, permitiéndonos graduar la luz como más no interese y dependiendo tanto de la hora del día como del calor externo.

Estos estores están formados por lamas verticales u horizontales que pueden moverse cómodamente: se pueden abrir o cerrar completamente o graduar a nuestro gusto. Si hace mucho calor, lo cerramos y listo. Y si nos apetece que entre un poco de aire en una noche calurosa pero queremos algo de intimidad, movemos las lamas para que queden ligeramente abiertas. Muy fácil.

El estor noche y dia es una solución la mar de sencilla y asequible para el hogar, pero supone también una interesante evolución con respecto a los estores o cortinas más tradicionales. Su conjunción de bandas opacas y traslúcidas es todo un invento para sobrevivir mejor a los calurosos meses de verano.

Hay que tener en cuenta que para evitar el calor debemos intentar que los rayos de sol no penetren en el hogar, sobre todo a primera hora del día. El calor se apoderará de las estancias y ya no habrá manera de echarlo hasta la noche. No abuses del aire acondicionado y gestiona de forma más eficaz otros elementos del hogar para ahorrar energía y estar más fresco.